La depresión es una enfermedad psiquiátrica la cual está calificada dentro de los llamados trastornos del humor, esto de acuerdo con el Manual diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales, la cual ha estado presente desde hace tiempo en distintas culturas.

La variación habitual de los estados de ánimo y de las respuestas emocionales pueden llegar a convertirse en un problema grave de salud, especialmente cuando se presentan de manera recurrente y de intensidad moderada a grave.

De acuerdo con un estudio realizado por la Universidad Nacional Autónoma de México, en el país 15 de cada 100 habitantes sufre de depresión, sin embargo, esta cifra puede ser mayor ya que algunas personas nunca son diagnosticadas y viven hasta 15 años sin saber que tienen esta afección.

Diversos estudios han buscado el origen de este padecimiento y de los distintos tipos de depresión, y para la mayoría de estos, tiene un fuerte origen biológico.

¿La depresión puede ser genética?

Más de un tercio de la población reportó síntomas severos de ansiedad desde abril de 2020 por la pandemia Foto: Roberto Hernández | El Sol de México

Si bien, no existe un gen (conocido) que cause depresión en una persona, estudios señalan que hay diversos factores en los genes los cuales pueden ser heredados por los padres biológicos que aumentarán el riesgo de padecer depresión.

De acuerdo estudios realizados en universidades de Estados Unidos y Suecia en donde se registró que tan heredable era el trastorno de la depresión en gemelos.

Los resultados señalaron que en más del 50 por ciento de los casos registrados existía una heredabilidad de depresión (Universidad de Washington 2009), además de que el padecimiento se presentaba más en casos del sexo femenino (American Journal of Psychiatry 2006).

La heredabilidad se refiere a cuánto representan sus genes los diferentes rasgos y el estudiarlo con gemelos es debido a que estos comparten los mismos genes, eliminando variables.

Principales causas para padecer de depresión

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, la depresión es el resultado de interacciones complejas entre factores sociales, psicológicos y biológicos, los cuales, si los padres sufren, estos pueden ser transmisibles biológicamente de un 20 a 30 por ciento más que una persona en riesgo de padecer un trastorno.

Entre las causas principales para padecer depresión pueden ser:

  • Rechazo
  • Un fallecimiento
  • Un cambio, como puede ser el de poder adquisitivo en la familia.
  • Aislamiento
  • Malos tratos
  • Abandono
  • Falta de control
  • Desesperanza
  • Desmotivación

 

Cabe señalar que este tipo de padecimientos no respetan condición social ni edad, y existen factores que se pueden predisponer como la violencia, las carencias económicas y depresiones endógenas.

Si crees que tienes un mayor riesgo de depresión, o puede estar desarrollándose, es recomendable diagnosticarse con un equipo de profesionales con experiencia en esta enfermedad.