Dicen que la vitamina E guarda el secreto de la “eterna juventud” ya que por su alto contenido en antioxidantes es una de las sustancias más utilizadas para evitar los primeros signos del envejecimiento, los cuales, muchas veces nos aumentan más años de los que en realidad tenemos y se nota de inmediato alrededor de los ojos. Para mantener una mirada radiante, te mostramos cómo usar la vitamina E para rejuvenecer el contorno de ojos.

¿Qué es la vitamina E?
La vitamina E es un nutriente liposoluble que actúa como antioxidante para proteger a las células responsables de la producción de colágeno, elastina y ácido hialurónico de los daños causados por los radicales libres, los cuales, provocan el envejecimiento prematuro en la piel, describe el National Institutes of Health Office of Dietary Supplements.

Cuando nuestra piel comienza a envejecer, es inevitable que no se note, pues aparecen las arrugas, manchas por edad, resequedad, ojeras, se marca más el contorno de ojos, líneas de expresión y además la piel pierde firmeza y elasticidad, por lo cual, comienzan a colgarse las mejillas, describe la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos.

De acuerdo con un estudio publicado en la Universidad del Rosario, en Colombia, la piel del contorno de ojos no cuenta con suficientes glándulas sebáceas, por ello, para evitar que aparezcan las primeras líneas de expresión es indispensable cuidarla con productos que contengan nutrientes como ácidos grasos, vitamina E y aminoácidos que hidraten la piel a profundidad para conservar su firmeza y elasticidad.

¿Cómo usar la vitamina E en el contorno de ojos?

Necesitarás: una cápsula de vitamina E de cualquier marca

¿Cómo aplicarla?

Paso 1. Lava tu rostro con jabón neutro antes de ir a dormir

Paso 2. Pincha una cápsula de vitamina E, asegúrate de hacerlo con una aguja limpia y vierte su contenido en una cuchara

Paso 3. Toma un poco de vitamina E con las llemas de tus dedos y untala a toquecitos alrededor de tu contorno de ojos, masajea de manera circular para activar la circulación sanguínea en esta parte del cuerpo y evitas las ojeras.

Paso 4. Notarás que comenzará a absorberse en un par de minutos, es probable que su textura grasosa o pegajosa te incomode, si es así, sólo déjala reposando de 15 a 30 minutos y enjuaga con abundante agua, posteriormente, aplica una crema hidratante. También puedes dejarla actuar toda la noche y al día siguiente lavar tu rostro como de costumbre.