CIUDAD DE MÉXICO (07/ABR/2015).- La atención médica durante los dos primeros años después de la menopausia es vital para evitar que las mujeres presenten descalcificación en los huesos y osteoporosis en un futuro, destaca la Secretaría de Salud federal.

En esta etapa las mujeres pueden perder hasta cuatro por ciento de la densidad ósea y después de la menopausia, la pérdida se estabiliza hasta ser similar a la de los hombres, que va de uno a dos por ciento al año, explica la dependencia.

Cuando un paciente con osteoporosis sufre alguna fractura se incrementa la posibilidad de que tenga ruptura de huesos con mayor frecuencia, advierte.

La menopausia se presenta cuando una mujer deja de tener periodos menstruales por un año y algunos de los síntomas que la acompañan son: bochornos, cambios de humor fatiga, ansiedad, falta de sueño, pérdida de memoria y osteoporosis.

Factores hereditarios, el tabaquismo y vivir en ciudades con una altura considerable sobre el nivel del mar, como la Ciudad de México, influyen para que la menopausia se presente antes de los 48 años, que es la edad promedio en nuestro país.

En su publicación México Sano, la dependencia federal destaca que los medicamentos naturistas disminuyen los efectos de la menopausia si éstos son leves.

No obstante, pide ir al médico en esta etapa de la vida pues en la actualidad las instituciones y unidades del sector salud, como el Hospital de la Mujer, cuentan un programa de atención al Climaterio para prevenir y contrarrestar los síntomas.

Otros temas:  Reporta Salud 247 casos de Covid-19, llama a no relajar las medidas de prevención