“Nosotros no mandamos armas a ningún lado, somos pacifistas” dijo el presidente en su conferencia de prensa matutina